CON LO QUE TÚ HAS SIDO…

  • 0

CON LO QUE TÚ HAS SIDO…

Category:Blog Tags : 

Ya me va ocurriendo varias veces que me contratan un espectáculo de adultos y me encuentro el espacio atestado de tiernos infantes. Tengo mis recursos y puede acabar siendo memorable aunque deba de cambiar el programa.

Para qué voy a echarme las manos a la cabeza si es una bendición que a los enanos les encante la magia y hagan lo posible por ver cualquier espectáculo que se ponga a tiro. Lo curioso es que aunque se anuncie: “Sesión para adultos”, los padres los lleven igual.

Supongo que toda la cadena tiene su parte de responsabilidad, pero lo que está claro es que se identifica la magia con algo trivial, como un entretenimiento todo lo más, pero no como un “arte”.

No siempre ha sido así y ha habido épocas en las que los magos eran artistas que llevaban los mayores espectáculos por el mundo. Unos tipos influyentes al más alto nivel, que a menudo eran solicitados por los gobiernos para solucionar cuestiones de estado. Más de una vez he pensado sobre lo fácil que le sería a un mago capaz hacerse pasar por un Dios. Y no solo en siglos pretéritos, estoy convencido de que aun hoy día podría alguno montar una religión en torno suyo.

No tengo yo tales aspiraciones, me conformo con seguir mi camino dignificándolo lo más posible. Pero a modo de ejemplos voy a escribir unas reseñas biográficas de algunos magos con vidas memorables. Seguro que os sorprenden, alucinan o epatan directamente, y por eso las escribo, porque vivieron para ello y no es muy justo que hayan caído en el olvido.


Sobre el autor

Diego

Nací, crecí, amé, viví, soñé... sigo en ello y espero hacerlo mejor cada día -sin tener que madrugar a ser posible-.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.