PUNDONOR, WHAT´S THAT?

Aquello de la deformación profesional y un sobrino “postizo”, me empujaron a acercarme a una plaza donde actuaba un mago. Algunos problemas técnicos hiceron que se retrasara unos 40 minutos. ¡QUÉ SUERTE!, brincaba Iker que llevaba toooda la tarde empeñado en que le sacara monedas de las orejas. ¡¡QUÉ SUERTE!!, me dijo su padre tras el número musical de floripondios. ¡¡¡QUÉ SUERTE!!!, me susurró la madre de Iker cuando el mago lo eligió como ayudante en el juego de la guillotina.

La vistosísima ayudante trajo el aparato, bastante bueno también. Turno para el SEÑOR MAGO. No se olvidó de uno solo de los chistes que impepinablemente acompañan al juego, aunque Iker seguía eufócrico y pedía que no sólo le cortaran la mano Izquierda, que tenía examen en unos días y si le cortaba la derecha, tendría excusa para no hacerlo. La verdad es que se lució. Estuvo saladísimo y se llevaba al público de calle. El mago, por su parte, no sabía qué hacer. Aquella posibilidad no estaba en el folleto de instrucciones… El resto del espectáculo no estuvo mal, acabó rápido. ¡¡¡¡QUÉ SUERTE!!!! dije yo buscando una tila YA!!.

Hombre Diego, ¿Qué tal? Me saludó al paso el artista - Pues bien, un poco flojo de curro… A mi él no me sonaba ni de vista, cosas de la edad. -No, el espectácul0, ¿qué te ha parecido? - Bien, ha estado majo (hace tiempo que miento cuando está claro que es lo que se espera). Pero por algún motivo que no alcanzo a entender, me insistió pidiendome una crítica pormenorizada. Juro que intenté escabullirme, pero el fresco recuerdo de cuanto acababa de ver- que bramaba por ser expresado en palabras-, se resarció cuando volvió a pedirme que le hiciera una valoración SINCERA! juego a juego. Verdad es que lo que él quería era que le diera parabienes por cada uno de ellos, y aunque en justicia no pude felicitarle, lo compensé de largo con mi SINCERIDAD, que es una de las virtudes que me adornan. Lo que no recordaba yo es que tuviera taaan afilada esta virtud. No os preocupéis, seguro que a él no le afectan estas cosas.

4 Responses to “PUNDONOR, WHAT´S THAT?”

  1. abracadabra dijo:

    Pues QUE SUERTE tener quien diga lo que está bien y lo que está mal. Qué suerte que le encuentre la gracia a que un niño estropee un buen espectáculo. Los magos somos afortunados de que sepa usted tanto, y sea tan original. aunque tal vez no tenga otro oficio y disfrute de todo su tiempo para dedicarlo a la magia y a sus divertidísima cháchara. ¿No será que eso le da ventaja sobre los pobres mortales que solo queremos ilusionar al público? Yo me siennto pagado con ver dibujada una sonrisa en el rostro de un niño

  2. Diego dijo:

    Por supuesto ésta es mi visión de la historia y aquí tiene hueco para contar la suya si quiere.
    ¿Cree que no fui constructivo en mi crítica?. Yo creo que sí. Lo primero que le dije es que la parte musical no estaba mal, y cuidando la grabación y los “ángulos” mejoraría sensiblemente. En cuanto a la parte hablada, no es lo suyo, o al menos tiene mucho trabajo por delante. Seguro que a su familia y amigos les gusta. Trabaje para ellos, tal vez con práctica… No basta con comprar unos buenos juegos y recitar la charla sugerida.
    No me divierte ver un espectáculo destrozado por las ocurrencias de un niño, porque creo que echa por tierra el prestigio que con tanto trabajo han levantado otros.
    Yo no suelto cháchara mientras hago magia, son guiones o historias que me esfuerzo porque resulten originales, y dado el tipo de magia que hago, divertidas.
    Si, soy muy afortunado por vivir de la magia. Lo soy por haber sido tan loco como para lanzarme a una piscina que ni siquiera existía hace 16 años, y poder nadar ahora rodeado de los que ya la han encontrado hecha. Solo le pido que se duche antes de entrar
    Espero que capte la metáfora, pero por si acaso la aclaro; “la piscina” es llevar la magia a donde no la había y lo de “ducharse” es TRABAJAR.
    A propósito de la manida frasecita de “la sonrisa del niño”, podría ser adecuada si obviamos los 300€ que cobró sin facturar y como sobresueldo a su trabajo, el que paga las habichuelas o langostas que coma. A esto yo le llamo competencia desleal, aunque tanta culpa tiene el ayuntamiento que le llamó como Ud. en el fraude.
    Para acabar, y por su interés y el mío, la sonrisa del niño debería ser porque lo ilusiona, no porque se ría de Ud.

  3. Estupenda dijo:

    Hola, solo dejar una reflexión….
    No sé si a los demás le han enseñado asi, pero a mi me decian que todos somos iguales, además de únicos e irrepetibles, dicho lo cual voy al tema…
    A mi me encanta bailar, pero no me veo más que para subirme a un cubilete de esos elevados que siguen quedando en algunas discos… quiero decir, que, aunque creo que tengo buen ritmo y me muevo bastante bien, no sé me ocurriría hacerlo para un público…
    Por eso, aunque algo nos guste y no sé nos dé,del todo mal… hay que tener en cuenta que las cosas bien hechas, las hace quien sabe hacerlas… y a esa gente las llaman profesionales. Que para un enchufe, bueno te lo cambia el vecino, pero la instalación eléctrica, un electricista, que para eso sabe donde de donde agarrar el cable y con esto no quiero decir, que no sé de uno un baño de multitudes, pero con los amigos, que te quieren y te van a decir lo bien que lo haces… pero para lo demás y sobre todo si se trata de entretener a un público tan entregado como el infantil, Profesionales please….

  4. Dokuseree dijo:

    Just want to say what a great blog you got here!
    I’ve been around for quite a lot of time, but finally decided to show my appreciation of your work!

    Thumbs up, and keep it going!

    Cheers
    Christian

Escribe un comentario