Contenidos del autor: Diego

  • 1

DONDE IREMOS A PARAR…

Category:Blog Tags : 

reciclaEste es un cartel que se puede ver en las calles de Estonia. La verdad es que no sé lo que dice el texto, pero parece que ya no saben como encauzar a las nuevas generaciones y han empezado a deshacerse de ellos. No había presupuesto para la rehabilitación -maldita crisis- y se lo han tomado a la brava. Por lo visto, hay otros carteles que bordeados en rojo y con una banda diagonal cruzando, indican dónde no se deben tirar. Ya sé que no siempre se portan como deben, pero ¿no creéis que es un poco exagerado?.


  • 0

EL TRABAJ0 BIEN HECHO

Category:Blog

Hace años, cuando de ponderar a alguien se trataba, era habitual escuchar: «Es muy trabajador». Hoy en día no es uno de los valores que se utilizan para adornar a una persona, si es que de eso se trata y no de despellejarla… Nunca he estado convencido de que recibir tal piropo fuera un honor, al menos no creo que esté bien planteado el enunciado. Creo que lo honroso sería hacer BIEN el trabajo.

A base de tratar con chapuceros, nos vamos olvidando de lo que debe de ser un buen fontanero, un buen albañil, un buen juez, o un buen mago… y ya parece que nos da igual. Cualquiera que lo piense, se dará cuenta de que preferiría que los trabajos o servicios que le prestaran fueran buenos, por encima incluso del precio si este fuera asumible. Tal vez en España, por casos de actualidad tipo «Gürtel» o la «fauna de frikis de la tele», nos hemos hecho a pensar que el camino es TREPAR COMO SEA y que TODO VALE, a sabiendas de que no faltarán agilipolladas masas que adorarán a quienes se aupan por estos medios. Puede que en otros paises sea diferente, pero aquí la mancha se extiende de arriba-abajo o al revés ¿quien sabe?, hasta que llega a mi oficio o el suyo y yo me planto, y sé que muchos otros también lo han hecho y lo harán.

Yo nunca he creido que el trabajo sea un fin, ni siquiera le tengo mucho aprecio como concepto. Soy de la tradición picaresca -que perfeccioné en un cursillo estatal, llámese servicio militar- y que permite a los que tenemos el ingenio vivo conseguir «cositas», pero tampoco van más allá de simples historias para dar color a la vida, y que poder contar al amor de una charla con su copa de vino. Sin embargo, siempre he pensado -y he actuado en consecuencia- que los que tenemos que trabajar para seguir adelante, debemos sacarle partido a todo ese tiempo que pasamos en ello. No solo en el principal ámbito monetario, también deberíamos aprender a hacerlo lo mejor posible independientemente de lo que hagan los demás. Un acicate que nos sirva para ser mejores y tratar de generalizar una actitud que acabará revirtiendo en nosotros mismos. Lo mismo que ir con una sonrisa por delante nos reporta más gratificaciones que ir a cara de perro. ¿Preferís ver una cara amargada en la carnicería? ¿Preferís que corte la carne bien o mal?…

Yo después de mucho esfuerzo, tengo un trabajo vocacional y le dedico muuucho tiempo. Me preparo en todas las facetas que considero pueden mejorar mis prestaciones ante el público. Esto incluye ponérselo fácil a encargados técnicos y programadores, pero con mayor motivo, mejorar lo mágico y entretenido que han de tener mis espectáculos. Mi presencia, vocalización, atrezzo… y el saber que intento dar lo mejor de mi en cada ocasión, me sienta bien. Muy bien.

Tal vez parezca presuntuoso, pero como es verdad y no veo titulares que hablen de lo bien que hago mi trabajo, tendré que decirlo yo. A esto aspiro, no me conformo con que digan que soy «muy trabajador». Ahora solo falta esperar a que piquen, que más y más gente haga BIEN su trabajo y se empiece a premiar este tipo de actitud. Tal vez así consigamos mejores gestores, profesores, artistas y otros etcéteras. Que no es que no los haya, que haberlos haylos, lo que digo es que deberían ser ellos los premiados con su confianza, y no «los otros» como suele ocurrir.


  • 0

FESTIVAL DE TEATRO DE EL EJIDO 2010

Category:Blog

¡Vaya fin de semana!. De Logroño a El Ejido pasando por Murgia. La preparación y los viajes son lo de menos. Si no mencioné en su día como atraviesa un autónomo -heróica raza- las espectaculares nevadas que tanta gente dejan por la carretera, porqué mencionar las lluvias de este fin de semana…

La actuación «Vivir del Cuento» en Murgía fue una delicia. Lo es trabajar en un salón de actos para 100¿? mujeres que se habían reunido para compartir conocimientos y experiencias, y que además de disfrutar contigo te invitan a su ágape -que es como acaban este tipo de actos aquí en el norte. Y cómo evitar que nos prepararan un tentempié para hacer el viaje más cómodo…!!! Gracias de verdad.

Horas después, clausurábamos las actuaciones de calle en el «Festival de Teatro de El Ejido 2010» con el «A cuanto la uva..», que no hacía desde el 21 de Febrero en Bilbao. Parecida situación a la que comentaba en el post «Más madera» un poco más abajo; calle, con la carpa y viento potente. Lo bueno es que en esta ocasión el viento venía siempre de poniente y ya estábamos prevenidos por lo ocurrido en Basurto. Anclamos la carpa a farolas y árboles, le pusimos pesos, amarramos los bafles y trípodes donde pudimos… y viento en popa a toda vela nos olvidamos de lo que a cada uno nos preocupara durante los 70 minutos que duró la actuación. Pensé que iba a resultar difícil, porque al empezar, los espectadores estaban arrellanados en unos escalones distantes, pero en los momentos previos al comienzo, prometí garrotazos de premio a los que se sentaran delante de la carpa y casi entran dentro. Pena no poder sacar 25 ayudantes a escena, porque muchos chavales lo merecían. De verdad que lo tuve difícil para escoger a los magníficos ayudantes que  salieron, pues había muchos más plenamente cualificados. Gracias a todos los técnicos del festival que ayudaron lo indecible, gracias Rubenciano por acompañarme y gracias al Aire que nos llevó hasta allí.


  • 1

OLD MAN RIVER – RENÉ LAVAND

Category:Blog Tags : 

He aquí una joyita del maestro que no me puedo resistir a poner. Disfrutadla


YouTube Direkt


  • 1

RENÉ LAVAND

Category:Blog Tags : 

De nuevo, los amigos de Magialdia nos han dado la oportunidad de disfrutar del maestro René Lavand con motivo de la presentación del festival, en su edición 2010, entre el 13 y el 19 del próximo Setiembre.

rene

Le llamo maestro, porque aunque no pueda alardear de ser alumno suyo, algo se me ha quedado de tanto estudiarlo. También porque ha inspirado la mezcla de narración y magia que caracteriza alguno de mis espectáculos, aunque sea en un registro completamente diferente al suyo.

A él, la originalidad le vino dada por disponer sólo de una mano con la que grabar en nuestras mentes su destreza con los naipes. No falta quien piense que, en este mundo de engaños a ojos vista, no utiliza la diestra porque le sobra para ganarse a la audiencia. Más para la leyenda, pero es que realmente le sobra. ¡Qué no haría con las dos!… y a lo peor nos hubiéramos perdido a un genio, que sin necesidad de espolearse por su carencia, por crear nuevas técnicas que se adecuaran a su mano izquierda, pudiera haberse conformado con una existencia normal.

Como él suele decir: «Ventajas de tener una sola mano…», y es que además, lo que dice lo dice muy bien. Es un consumado narrador que engancha, sorprende y emociona con sus historias, su presencia y sus pausas.

René Lavand, creador de la «Lentidigitación» como alternativa a la prestidigitación. Alguien de quien aprender. Un ARTISTA

Caricatura de Idígoras para una baraja editada por Páginas


  • 0

MENTAL CÓNCLAVE

Category:Blog Tags : 

mental-conclaveParece que los mentalistas han decidido hacerse el hueco que en pocos festivales se les da, siendo como es, una disciplina que atrae tanto al público. Ahí están los especiales de este género que se han pasado por Tv, las intervenciones en diferentes programas de entretenimiento y los espectáculos que alguno de estos artistas va rodando por los circuitos de teatro. Los aficionados al mentalismo están de enhorabuena y si os podéis pasar por Alcázar de San Juan el 18 y 19 de Junio, id informándoos en su web, porque estoy percibiendo una masiva afluencia y como no os apuntéis, os veo en la calle botando de rabia y sin poder entrar.


  • 0

MÁS CUENTITOS

Category:Blog Tags : 

Aquí van tres pildoritas más:

El mago estaba tan acostumbrado a ver las caras de asombro en sus espectadores, que no sospechó que la anaconda se le venía encima.

El mago echó unos polvos mágicos y su amante, por si desaparecía, empezó a sacudirle con lo que tenía a mano.

El mago aventó aquellos trozos de papel mojado convirtiéndolos en una densa y poética nevada. Acabada la actuación, las mujeres de la limpieza lo abatieron en una justa venganza gremial.

Sísifo Benevá


  • 4

PUNDONOR, WHAT´S THAT?

Category:Blog Tags : 

Aquello de la deformación profesional y un sobrino «postizo», me empujaron a acercarme a una plaza donde actuaba un mago. Algunos problemas técnicos hiceron que se retrasara unos 40 minutos. ¡QUÉ SUERTE!, brincaba Iker que llevaba toooda la tarde empeñado en que le sacara monedas de las orejas. ¡¡QUÉ SUERTE!!, me dijo su padre tras el número musical de floripondios. ¡¡¡QUÉ SUERTE!!!, me susurró la madre de Iker cuando el mago lo eligió como ayudante en el juego de la guillotina.

La vistosísima ayudante trajo el aparato, bastante bueno también. Turno para el SEÑOR MAGO. No se olvidó de uno solo de los chistes que impepinablemente acompañan al juego, aunque Iker seguía eufócrico y pedía que no sólo le cortaran la mano Izquierda, que tenía examen en unos días y si le cortaba la derecha, tendría excusa para no hacerlo. La verdad es que se lució. Estuvo saladísimo y se llevaba al público de calle. El mago, por su parte, no sabía qué hacer. Aquella posibilidad no estaba en el folleto de instrucciones… El resto del espectáculo no estuvo mal, acabó rápido. ¡¡¡¡QUÉ SUERTE!!!! dije yo buscando una tila YA!!.

Hombre Diego, ¿Qué tal? Me saludó al paso el artista – Pues bien, un poco flojo de curro… A mi él no me sonaba ni de vista, cosas de la edad. -No, el espectácul0, ¿qué te ha parecido? – Bien, ha estado majo (hace tiempo que miento cuando está claro que es lo que se espera). Pero por algún motivo que no alcanzo a entender, me insistió pidiendome una crítica pormenorizada. Juro que intenté escabullirme, pero el fresco recuerdo de cuanto acababa de ver- que bramaba por ser expresado en palabras-, se resarció cuando volvió a pedirme que le hiciera una valoración SINCERA! juego a juego. Verdad es que lo que él quería era que le diera parabienes por cada uno de ellos, y aunque en justicia no pude felicitarle, lo compensé de largo con mi SINCERIDAD, que es una de las virtudes que me adornan. Lo que no recordaba yo es que tuviera taaan afilada esta virtud. No os preocupéis, seguro que a él no le afectan estas cosas.


  • 0

SERIE B

Category:Blog Tags : 

Hay muchas cosas que se van quedando en el tintero, juegos que te gustan, en los que has trabajado, que ya has presentado y les falta «algo», o que no tienen hueco. Cuando considero que ya están bien, los agrupo en espectáculos alrededor de una unidad temática, algunos los cierras y así se quedan salvo que con el tiempo les vas añadiendo mejoras, pequeños detalles. Otros se van haciendo grandes, como les ocurre a «Dejad que los niños se arrimen a mi» o «Vivir del cuento», que en concreto terndrá más de tres horas de duración. Evidentemente no lo presento todo, suele durar 80-90 min salvo que las exigencias de tiempo indiquen lo contrario. Por lo general siempre hago los mismos, está bastante completo y definido. Pero si repito público saco el resto y claro, no está tan rodado como el otro. Para evitarlo, he empezado a trabajarlo como un espectáculo nuevo y cuando el pasado Sábado lo presenté en un ensayo en mi barrio me llevé una grata sorpresa, y es que a pesar de que esté menos rodado, mágicamente el conjunto es más fuerte. Hay varias historias muy potentes y el «Truculento romance de ciego» hace un colofón estupendo. Voy a rodarlo un poquito y a buscarle nombre. Vais a flipar.


  • 0

MÁS MADERA

Category:Blog Tags : 

Creo firmemente que los espectáculos de calle son positivos. Yo jugaba en la calle y allí se hacía la vida social, aunque salvo en fiestas era rarísimo encontrarte con una actuación. En las ciudades grandes había calles donde habitualmente podías ver artistas que a veces eran muy buenos, pero ahora los encuentras en mayor o menor medida en cualquier ciudad o barrio y ya no son sólo aquellos héroes pasando la gorra para ganarse la vida con su sueño. Con tantas peatonalizaciones toca «animar» la calle y algunos hacemos magia, infantil para más INRI. No estamos bien valorados en el mundo mágico pero creo que ejercemos en uno de los espacios más complicados y que dan más visibilidad a nuestro arte, pues aunque sea más bonito y cómodo trabajar en el teatro, aún nos queda mucho como colectivo para dar ése paso. Ya me gustaría ver a más de uno bregando con los mil y un motivos de distracción que pueden surgir fuera del respetuoso silencio que imponen esos templos del ARTE.

Es diferente, ya lo sé. Seguramente a mí me resultaría más difícil actuar en un teatro con foso que con el público cerca, pero supongo que es como acostumbrarse a lo bueno, que se consigue rápidamente y después no sabes qué hacer en una situación como la que tuvimos este pasado Domingo en Bilbao. Como andaban anunciando mal tiempo, tenía vistas las predicciones de la web y auguraban un 65% de probabilidades de lluvia, así que ya preveíamos que pudiera ser un viaje baldío, «Aunque yo si el público aguanta, actúo», le decía a Julián que me iba a poner la música. Una vez allí montamos el tinglado intentando protegernos más del viento que de la lluvia que parecía respetarnos y nos ubicamos en una peatonal que confluía en la Pza. Aita Donosti. El grupo de danzas del barrio congregaba al público mientras acabábamos de prepararlo todo: pesos en cada pata de la carpa, vientos para que no se nos volara la carpa, el equipo, la actuación en sí… El viento pareció esperar a que empezáramos para convertirse en la galerna que acabó levantando en el aire la carpa -pena de fotos…- Me tiraba los trastos, me movía la mesa, tuvimos que bajar un bafle de su trípode porque parecía que lo tiraba…, pero el público seguía milagrosamente enganchado y curioso, aunque no sé muy bien si de mi magia o de cómo salía de aquella. Ellos aguantaban aunque a algunos ya les llamaban a comer y si lo hacían en un día frío, con viento de 40-50 km/hora y sentados en el suelo, ¿porqué no iba a seguir yo?. Cuando acabó la actuación y recogimos, empezamos a comentar que tal vez tendríamos que haber suspendido la actuación, que seguro que si, pero aunque no diera lo que suelo dar en condiciones normales me alegro de haberlo hecho, ¿o es que no estaba haciendo lo que me gusta y por lo que me pagan?. O parafraseando a los míticos LEÑO, «Voy aprendiendo el oficio, olvidando el porvenir, me quejo sólo de vicio. Maneras de vivir». «No sé si estoy en lo cierto, lo cierto es que estoy aquí. Otros por menos se han muerto. Maneras de vivir»